Pastoral de la Salud concluye la XXIX Jornada Mundial del Enfermo



Santo Domingo, RD,
.-
La Pastoral de la Salud de la Arquidiócesis de Santo Domingo desarrolló durante diez días un amplio programa de actividades, difundidos por una cadena de medios, en ocasión de conmemorar la XXIX Jornada Mundial del Enfermo, concluyendo con la celebración de la tradicional eucaristía en la Catedral Primada de América, presidida por S.E.R. Monseñor Raúl Berzosa, Obispo Emérito de Ciudad Rodrígo, España.


Monseñor Berzosa durante la liturgia destacó el mensaje que regala al mundo el santo padre Francisco titulado «Uno solo es vuestro maestro y todos vosotros sois hermanos (Mt 23,8)». Al respecto reflexionó: “cuando creíamos que éramos muy potentes, cuando creíamos que todo en nuestra vida caminaba en un desarrollo humano fuerte, nos viene el COVID-19 y hasta los mismos sanitarios, los médicos, los investigadores, las personas de bien que trabajan en favor de los demás han sentido vulnerabilidad, impotencia y muchos de ellos médicos, enfermeras, asistentes sanitarios han muerto por motivo de la pandemia.”



Desvela “que solo hay un Pastor, solo hay un Señor, que es verdaderamente omnipotente y que todos los demás estamos bajo el signo de la vulnerabilidad, de la finitud, somos peregrinos en esta vida, personas que estamos camino de algo más definitivo. ¿Esto nos debe asustar? No. Si usted vive con fe, esperanza y amor porque nunca estamos solos. No tengamos miedo ni a la enfermedad ni a cualquier desgracia que en nuestra vida creamos que es tal porque siempre tenemos al Pastor y la presencia del Señor”, subrayó monseñor.


Exhortó a “pedir que nosotros seamos el milagro para los demás; seamos los ojos, el corazón, las manos de Dios, y esto en pequeños detalles. Busquemos a quienes nos necesitan en la puerta de al lado, como nos repite siempre el Papa Francisco que busquemos las caras concretas y los rostros concretos, que no seamos fariseos sino buenos samaritanos; y no nos casemos, ni siquiera en tiempos de pandemia, de ser buenos, hacer el bien y acompañar a las personas en su sanación física, psíquica y espiritual.”


De su lado, Sor Trinidad Ayala Adames, coordinadora general de la Pastoral de la Salud, expresó las gracias “a los laboratorios clínicos con énfasis en los dedicados a diagnosticar la COVID-19 como Amadita, Referencia y el Laboratorio Nacional. A los médicos, enfermeras, farmacéuticos, a los familiares de los enfermos.” Asimismo, “a las consagradas y los sacerdotes que hacen parte de la Pastoral de la Salud; a los medios integrantes de la cadena de difusión de las actividades de la jornada, y a la prensa nacional.”


Mientras, durante la primera lectura, el doctor Arq. César Iván Feris Iglesias, vicecoordinador de la Pastoral, alentó a los enfermos al reiterarles que el amor nunca pasa, basado en el libro 1 de Corintios.


Con base en el mensaje papal, la Pastoral de la Salud desplegó múltiples acciones conmemorativas virtuales y presenciales, con el concurso del canal Televida, las emisoras ABC y Vida FM, un ecosistema digital integrado por múltiples canales de Youtube, perfiles sociales y portales web; así como el respaldo de la prensa.


La entidad eclesiástica especializada en la atención médica contempló la realización de la novena a nuestra Señora de Lourdes, patrona de la salud, en cuyo día dedicado a la virgen también concluye la jornada. Integró además el rezo del Rosario, la difusión del mensaje del Santo Padre Francisco, el seguimiento y acompañamiento a los enfermos, organización de encuentros virtuales y entrevistas en medios de comunicación.


A la misa asistieron las autoridades eclesiales, directivos de la Pastoral, representantes del sector salud públicos y privados; trabajadores sanitarios y relacionados a la organización.

Publicar un comentario

0 Comentarios