martes, 8 de marzo de 2016

“Isle of Light Fest”, todo un éxito en su tercera edición

El festival “Isle of Light” sigue creciendo y en su tercera edición logró acumular más experiencia y éxitos, con una propuesta única en República Dominicana, que combinó lo mejor del mundo musical indie con iniciativas paralelas de recreación, gastronomía y cultura.

De esta manera, los terrenos del faro de Punta Torrecilla, en Sansoucí, volvieron a recibir a cientos de jóvenes dominicanos que llegaron allí para disfrutar de una noche de música diferente, nueva, alternativa, de la mano de una interesante y balanceada cartelera.

El evento arrancó puntual a las dos de la tarde del pasado sábado, con lo que sus organizadores llamaron “IOL PRO”, un itinerario de talleres donde profesionales de la música y la tecnología (Mauricio Álvarez, Joel Moya, Jorge Brea, Elías De León) compartieron sus conocimientos con los asistentes al evento.

Mientras, la música ya empezaba a sonar de la mano de los dominicanos Selektor Siete, Playa o Radio, Mural y Gran Poder de Diosa, quienes calentaron el ambiente para darle paso, a eso de las ocho de la noche, a los boricuas Los Walters, la banda Krisp, el rapero Álvaro Díaz, la agrupación Unknown Mortal Orchestra, el cantante Shamir, el grupo Neon Indian y la DJ Francesca Lombardo, un verdadero manjar musical que se extendió hasta pasada las tres de la madrugada.

Por su parte, la revista digital de gastronomía Avocado.do asumió este año el “foodcourt” de la actividad, con una propuesta de gastronomía joven artesanal que se mantuvo durante casi doce horas, y que incluyó los restaurantes Yokomo, EAT IN, Ilai Tea, La Churrería de Ximena, Nutsy, Papaupa y La Pizzeta.

Un pequeño mercadillo de arte, un “Zipline” y otros juegos de feria completaron esta exitosa tercera versión.

Desde su primera edición, “Isle of Light” logró conquistar a un interesante público ávido de nueva música y experiencias. Desde entonces, año tras año sus seguidores se reúnen en una locación bastante peculiar, debajo del faro de Punta Torrecilla, cerca de la Ciudad Colonial, cuya imagen se ha convertido en el símbolo de este esperado concierto.
Publicar un comentario