viernes, 26 de agosto de 2016

Investigaciones del caso Carla clasificadas como "complejas"

Fuentes judiciales al más alto nivel han revelado a LISTÍN DIARIO que es “sumamente compleja” la investigación sobre el hallazgo de la osamenta que se presume pertenece a la niña Carla Massiel Cabrera, desaparecida desde el pasado 25 de junio de 2015.
“Es una investigación compleja que sigue su curso”, reveló a este diario una fuente cercana a la investigación que ya incluye varios descensos al lugar donde fue hallado el cadáver y otro anteanoche a tres clínicas ubicadas en Santo Domingo Este, las cuales fueron clausuradas por las autoridades.
La noche del pasado miércoles, agentes de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (Dicrim) y personal del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif), visitaron nuevamente el lugar en busca de nuevas evidencias, aseguraron los residentes del lugar.
Un equipo de este diario visitó ayer el sector La Guáyiga, en el municipio Pedro Brand, donde la semana pasada la fiscal de la provincia Santo Domingo, Olga Diná Llaverías, acompañada de agentes de la Dicrim e Inacif realizó un descenso, y constató que habían nuevas excavaciones en el lugar adonde el propio Dawin José Trinidad, imputado por el caso de la desaparición de la menor, condujo a las autoridades.
Los residentes del sector aseguraron que aproximadamente a las siete de la noche del miércoles un contingente de agentes e investigadores llegaron a La Guáyiga y penetraron el lugar, que ya habían visitado, con varias cubetas.
“Ellos llegaron y como ya había pasado, no dejaron pasar a nadie, pero una persona que vive bien cerca de ahí, nos comentó que sacaron dos cuerpos de ahí y los trasladaron en las cubetas”, manifestó una mujer residente en el lugar.
Dijeron que solamente vieron al contingente de agentes e investigadores entrar, pero que no se dieron cuenta a qué hora salieron de la zona.
El jueves de la semana pasada un equipo de fiscales de la provincia Santo Domingo, acompañado de un contingente policial, realizaron un descenso en la zona donde fue encontrada la osamenta que se cree pertenece a la niña Carla Massiel Cabrera.
El operativo fue realizado en el lugar del hallazgo, ubicado en la comunidad Los García, del municipio Pedro Brand, próximo a la vivienda de Diolandita Cabrera y Manuel Reyes, madre y padrastro de la menor.
Para el viernes, Dawin José Trinidad Infante, uno de los acusados de la desaparición de la niña Carla Massiel, que se presume fue asesinada, aseguró que el caso sí tiene vinculación con el tráfico de órganos.
“Yo lo que quiero decir es que esas instituciones que están investigando a ver si el caso fue de órganos, yo estoy seguro un 100% de que fue así, lo que pasa es que ellos lo van a tratar de descartar porque hay millones y millones en riesgo”, aseguró Trinidad Infante, en una grabación difundida por el programa de televisión El Show del Mediodía.
El sábado una docena de investigadores, cargando una ristra de herramientas, entre estos picos y palas, y a pleno despunte del amanecer, en un vasto espacio cercano a la vivienda familiar de la niña Carla Massiel, desaparecida, excavaron varios puntos después de restringir el área a periodistas de LISTÍN DIARIO y al público. Para el domingo los investigadores del caso revelaron tener elevadas sospechas de que en el perímetro donde fueron encontrados los restos que se cree pertenecen a la pequeña Carla Massiel, podrían haber otros cuerpos enterrados.
La información fue revelada por el portavoz de la Policía, general Nelson Rosario,  dijo que el descenso efectuado el pasado sábado cerca de la vivienda familiar de la pequeña Carla Massiel era “para descartar que aparezcan otros cadáveres de otros casos que estén pendientes de resolver”.
El lunes, Dawin José Trinidad, imputado por el caso, condujo personalmente a las autoridades al lugar donde hace una semana aparecieron restos humanos, entre ellos un cráneo envuelto en las ropas que tenía puesta la niña el 25 de junio de 2015.
(+)
LA POLVAREDA SOBRE EL CASO CARLA
El caso de la niña Carla Massiel, cuya desaparición conmocionó a gran parte de la sociedad, ha concitado la atención no solo mediática sino social, y esparcido en la atmósfera una estela de misterios, que apenas comienzan a develarse. El descubrimiento de las osamentas que presumiblemente corresponden a sus restos, ha lanzado cuestionamientos e interrogantes.
Sobre la veracidad científica toca al Instituto Nacional de Ciencias Forenses practicar la experticia, en un proceso complejo, que según han afirmado las autoridades policiales puede extenderse durante meses. La gran polvareda que se ha regado sobre el caso, se ha visto envuelta por indagatorias y descensos judiciales, cuyo fin no ha sido abiertamente revelado por las autoridades. Un gran debate se ha generado sobre la presunción de la posibilidad de extracción de órganos, lo que ha movido a opiniones de entidades y personalidades que han expuesto opiniones contundentes.
Publicar un comentario