martes, 8 de diciembre de 2015

Distribuidora Corripio y Procter & Gamble presentan su campaña “La diversión con Duracell dura hasta 35% más”


Llevar alegría, esperanzas y mejor calidad de vida a los niños diabéticos de la fundación Aprendiendo a Vivir es lo que se propone Distribuidora Corripio y Procter & Gamble con su marca de pilas alcalina Duracell para esta navidad.

Es por ello que han presentado su campaña “La diversión con Duracell dura hasta 35% más”, que consiste en que por la compra de cualquier pila Duracell durante la temporada navideña (diciembre 2015 y enero 2016), la marca estará aportando una parte de la venta (hasta 180,000 pesos) para apadrinar a niños de la Fundación Aprendiendo a Vivir y llevar alegría con juguetes esta navidad a los niños que forman parte de está.

El acto de presentación de esta campaña estuvo presidido por Sirio Martin, director Distribuidora Corripio; Dary Claudia Bernardino, gerente de la marca Duracell; José Antonio López, presidente de la Fundación Aprendiendo a Vivir y Sandra Jáquez, directora educativa de la Fundación.

Dary Claudia Bernardino explicó que la motivación para realizar esta campaña es por la situación de diabetes que se vive en la República dominicana, donde más de un millón de dominicanos tienen esta condición y la causa de muerte más común en niños con diabetes es la falta de acceso a la insulina.

Durante el encuentro se informó que los niños que se apadrinen de la Fundación tendrán durante un año acceso seguro a educación, medicamentos y alimentación para controlar su condición, y para todos los demás se le llevara alegría con juguetes en esta navidad.

La actividad, realizada en las instalaciones de Distribuidora Corripio, reunió a los representantes de la Fundación Aprendiendo a Vivir y varios niños que compartieron sus deseos y sueños con el equipo de Distribuidora Corripio, recibiendo el cariño de los presentes y muchos juguetes por parte de Duracell.  
Publicar un comentario